¿Cuánto dura la hospitalización?

La duración dependerá de cada caso particular, pero se trata siempre de estancias breves para contener una situación aguda, habitualmente de entre 2 y 3 semanas.