¿Qué hago si mi hija, hijo, pareja… no quiere realizar terapia?

Como familiar, puedes acudir al grupo de terapia, donde encontrarás apoyo y podrás adquirir una mayor conciencia sobre la enfermedad. Es probable que ese primer paso ayude a que tu hija, hijo o pareja se acerque poco a poco también a la terapia.